28/4/19

Enseñanza Oasis de Adoración 28 - 04 -19








"(…) y para que creyendo tengáis vida en su nombre" (Jn 20, 31)



     Hoy celebramos en toda la Iglesia universal la Fiesta de la Divina Misericordia. Esta fiesta fue instituida por el Papa San Juan Pablo II en la ceremonia de canonización de Santa Faustina Kowalska, en el año 2000. Nuestro Señor le dijo a Santa Faustina:

Deseo que el primer domingo después de la Pascua de Resurrección sea la Fiesta de la Misericordia (Diario, 299). Esta fecha corresponde al segundo domingo de Pascua.

La Fiesta de la Divina Misericordia tiene como fin principal que cada uno de nosotros experimentemos el infinito amor de Dios, por eso va más allá de cualquier devoción porque nos habla de la entrega total de Jesús a los hombres, la máxima expresión de su amor, y entre más pecadores seamos, más derecho tenemos a su Misericordia: “No necesitan médico los que están fuertes, sino los que están mal; no he venido a llamar a justos, sino a pecadores” (Mc 2, 17), nos dice el Señor en el Evangelio y en las revelaciones a Santa Faustina Jesús habla también al corazón de cada pecador:

Oh alma sumergida en las tinieblas, no te desesperes, todavía no todo está perdido, habla con tu Dios que es el Amor y la Misericordia Misma. Alma, escucha la voz de tu padre Misericordioso (Diario #1486, p. 522).

Todos de una u otra forma hemos sido heridos por el pecado, por eso no podemos prescindir de la Misericordia de Dios, la cual ha sido derramada sobre nosotros al enviar el Padre a su Hijo al mundo para que muriera en la Cruz (Cfr. Jn 3, 16), abriéndonos así las puertas del paraíso, "Porque tanto amó Dios al mundo que dio a su Hijo único, para que todo el que crea en él no perezca, sino que tenga vida eterna" (Jn 3, 16).


Jesús le reveló a santa Faustina sobre el sentido de esta fiesta:

Deseo que la Fiesta de la Misericordia sea refugio y amparo para todas las almas y, especialmente, para los pobres pecadores. Ese día están abiertas las entrañas de mi Misericordia. Derramo todo un mar de gracias sobre las almas que se acercan al manantial de mi Misericordia. El alma que se confiese y reciba la Santa Comunión obtendrá el perdón total de las culpas y de las penas. En ese día están abiertas todas las compuertas divinas a través de las cuales fluyen las gracias (Diario, 699).

Este día de la Divina Misericordia tenemos la gran oportunidad de ganar una indulgencia plenaria con un verdadero arrepentimiento, confesándonos y recibiendo la comunión.

Para nosotros en Familia Misionera en Alianza de la Cruz, es una alegría muy grande que, en esta Fiesta de la Divina Misericordia, se fundó el Hogar de María llena de Gracia y Misericordia, el 03 de abril 2016, y hoy celebramos nuestro tercer aniversario. El Hogar es para acoger a mujeres que se encuentran embarazadas en estado de vulnerabilidad y que confundidas no saben qué hacer con ellas mismas y su bebé. Nuestro objetivo es salvar al bebé de la muerte y que la mamá sane su corazón aceptando y amando a su hijo.

A partir de la apertura hasta el día de hoy, hemos sido testigos del derramamiento de la Misericordia Divina en cada una de las mujeres que han acudido al Hogar, pues ya son siete los bebés salvados del aborto, y lo más grande de todo es ver cómo sus vidas se han transformado al experimentar el gran amor de Jesús y nuestra Madre, la Virgen María.



Hno. Francisco María de la O


OASIS DE ADORACIÓN
Los invitamos al Oasis de Adoración todos los domingos de 10:00am a 1:00pm en Buenos Aires 2901, Colonia Providencia, Guadalajara, Jalisco.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario